Rosquillas de anís con aceite de oliva virgen extra

Os dejamos una receta de uno de los dulces más típicos de las fiestas, las rosquillas de anís. Desde Cuina Cinc blog by Fina nos han hecho llegar esta receta de Rosquillas de anís con aceite con D.O.P. Les Garrigues, una receta familiar que la Fina ha recuperado de su madre. Os la dejamos a continuación.

Ingredientes: para hacer las rosquillas

  • 1 Kg. de harina
  • 2 o 3 huevos según el tamaño
  • 1 tacita tamaño de té de aceite de oliva con DOP Les Garrigues
  • 1 tacita tamaño de té de leche
  • 1 tacita tamaño de té de azúcar
  • 1 cucharada de postre de anís en grano o / y
  • 1 vasito pequeño de anís el mono (en los últimos años incorpora los dos ingredientes)
  • 1 sobre de Royal
  • 1 pizca de sal

Además, tendremos el aceite necesario para freírlas.

Consejo: un aceite neutro como el de girasol.

Los utensilios: Recipientes, batidora manual, espátula de madera, colador, freidora o una sartén grande, pinzas.

 

Preparación, cocción y elaboración:

Ponemos los huevos enteros en un recipiente que sea lo suficientemente grande para que nos quepan todos los ingredientes, los mezclamos con el azúcar con una batidora manual hasta que se hayan disuelto, a continuación, vamos incorporando el resto de los ingredientes por este orden: el aceite, la leche, el anís en grano y el vasito de anís el mono.

A continuación, añadir la harina junto con la levadura previamente tamizada, lo remueve con la espátula y, acaba amasando con las manos. Dejar reposar de 10 a 30 minutos.

 

Formar:

Seguidamente haciendo porciones pequeñas y iremos haciendo tiritas pequeñas con las manos y uniremos los extremos, otra manera de hacerlo sería hacer bolitas pequeñas como una nuevo y hacer un agujerito en medio.

Las dejamos en una superficie lisa enharinada, que no se peguen y, a continuación, podemos empezar a freír.

 

La cocción: ¡freír bien, muy importante!

Cuando el aceite esté caliente, no debe humear, unos 175ºC, las vamos poniendo y las freímos ambos lados, las sacamos con unas pinzas y las ponen en una bandeja con papel de cocina que nos absorban el exceso de aceite y , cuando estén frías les añadimos el azúcar glas. También las podemos guardar y añadir el azúcar cuando las vaya a comer o regalar.

 

¡Buen provecho!

 

Los consejos de la madre para freírlas:

  • A la hora de freír el aceite no debe estar ni muy caliente ni muy bajo. La rosquilla absorbe más aceite si está frío y, si está la temperatura muy alta, se quemarían por fuera y no se cocerán por dentro.
  • Cuando la masa es más dulce más rápido se cuecen, tampoco es bueno. Unos dos minutos es el correcto.
  • No se deben poner demasiadas rosquillas porque bajaría la temperatura del aceite y no se cocerían bien.

 

La propuesta: Son muy buenas acompañadas de chocolate, cacaolat, té, un café solo o con leche o después de una comida con un aguardiente: orujo o grappa; bien, ¡son buenas de cualquier manera!

Pas 1 recepta de rosquilles amb oli d'oliva

Pas 2 recepta de rosquilles amb oli d'oliva

 

Pas 3 recepta de rosquilles amb oli d'oliva
Recepta de rosquilles amb oli d'oliva

 

Con esta receta, Fina, quiere homenajear a su madre.

¡Buen provecho!

Esta entrada fue publicada por la DOP Les Garrigues.